TSJ solicitó al Ejecutivo Nacional pedir destitución de Almagro por atentar contra la paz del país

Mar 27, 2017. 12:43 pm

El presidente del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), Maikel Moreno, se pronunció este lunes 27 de marzo en respuesta a las acciones injerencistas emprendidas por el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, quien solicitó la activación de la Carta Democrática contra el país.

Tribunal Supremo de Justicia

Moreno a través de la lectura de un comunicado, ratificó el respaldo del máximo tribunal a la política exterior del Estado venezolano y exhortó al Ejecutivo Nacional a tomar acciones concretas para exigir respeto a la soberanía e independencia del país, así como solicitar la remoción de Luis Almagro, basados en el artículo 116 de la Carta de la OEA.

El presidente del TSJ ratificó que Venezuela es un Estado libre e independiente, el cual tiene como pilares fundamentales la libertad, la igualdad y la paz internacional. A su vez precisó que son derechos irrenunciables la independencia, la integridad territorial, la autodeterminación y la soberanía que reside en el pueblo.

Subrayó que los órganos del Estado están obligados a garantizar la no injerencia extranjera y a velar para que las autoridades internacionales no desconozcan la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, así como la autonomía de los Poderes Públicos.

Es por ello, que el magistrado Moreno expresó que en el acuerdo se declara al Poder Judicial "en movilización para la defensa del Estado, su tradición cultural de paz y libertad, y sus instituciones, desplegando su vocería en aras de transmitir su realidad institucional, su respeto a la Constitución y la tradición democrática del pueblo venezolano".

Asimismo indicó que el TSJ se opone a las intenciones desestabilizadoras que pretenden perturbar la paz de los venezolanos promovidas por el secretario general de la OEA, Luis Almagro. También rechazó el escrito presentado por Almagro que solicita la suspensión de Venezuela de la OEA.

Envía un comentario